El hombre dibujado

la esbilla entintada

Solo sirvo para pelear: Dura la lluvia que cae.

Dura la lluvia que cae, Don Carpenter, 1966, USA, Duomo

00106520620755___P1_1000x1000

Dura la lluvia que cae no es una novela sobre perdedores. Es una novela sobre perder. Perder como absoluto, como una ley natural tan inevitable como la propia lluvia. Jack Levitt el protagonista del libro y con él Don Carpenter, el narrador del mismo llegan a la conclusión de que no se puede hacer nada para evitarlo, por mucho que te esfuerces perderás. Lo contrario no es ni siquiera una opción. En cierto modo este es un libro de aprendizaje, una biografía auténtica de personajes inventados que aprenden

Tampoco hay espacio para esa épica de la derrota tan cercana al imaginario mitómano USA. Carpenter está en el extremo opuesto del arco de John Huston. Su estilo es lacónico, directo y violento. El prodigioso prólogo que sumariamente cuenta la historia de los padres de Jack Levitt Don1953marca la pauta de una narración que ocupa las dimensiones de una vida que nadie ha querido y que solo encuentra el amor en la desesperación y la soledad más profunda.

Levitt aprende pronto a perder y cuando llega el final ya está tan hecho a la realidad que la recibe con resignación. “Solo sirvo para pelear”, dice. Pero nadie quiera pelear contra él. Carpenter no permite que la novela se le escape entre las autojustificaciones de su antihéroe. La realidad es tan implacable que desactiva hasta a la autocompasión que siempre amenaza con atenazar a la literatura confesional. El áspero realismo, psicológico y ambiental, de un libro que cruza la vida de un hombre desde su nacimiento hasta su madurez por los márgenes de América evita toda tentación; hasta las de estilo.

Carpenter escribe bien, muy bien. Y lo sabe. Pero no lo hace notar. Escrito en 1966 Dura la lluvia que cae participa de ciertos aspectos existencialistas y formales de la literatura beat, pero el autor puesto por delante no es uno de ellas. Sus personajes son tan auténticos y reconocibles que duelen, lo mismo sus ambientes, parientes cercanos de la formidable El buscavida de Walter Tevis, aunque también evita el vértigo fascinado por los salones de juego y su mística de esta, o incluso de la biografía carcelaria de Chester Himes, Por el pasado, lloraras y a decir de Kiko Amat en su gettingoffbackimprescindible Bendito Atraso hermana gemela de otra obra de los 60 recientemente rescatada en castellano: En el patio, de Malcom Braly.

Fue su primer libro, pero está pulido al detalle como esos discos primeros de grupos que han pasado años bruñendo su repertorio en directo y entonces sacan un disco que es una colección de hits. Hay sangre en estas canciones, como en aquel álbum formidable de Bob Dylan, mi favorito suyo. Carpenter es un escritor de escritores dice, lo reivindica Pellecanos y Richard Price, si uno se fija nota en el No hay bestia más tan feroz de Edward Bunker su huella. Pero no es verdad. Carpenter es un escritor para todos, un narrador sin artificio visible. Uno de esos capaces de sacrificarlo todo por una verdad mayor, hasta el lucimiento.

Vívido en la descripción, profundo en el retrato humano, emotiva sin melodrama, filosófica en clave callejera, fuera de género pero vibrante en sus aspectos criminales. De Portland a San Quintin, de los billares al sistema penitenciario, del orfanato a San Francisco. Todo ello a través de los intestinos del Sistema, treinta años de digestión.

Anuncios

2 comentarios el “Solo sirvo para pelear: Dura la lluvia que cae.

  1. Portochelo
    7 Ago 2014

    El próximo libro que pienso leer … tiene una pinta extraordinaria.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Archivos

Categorías

Ahora en La Esbilla

A %d blogueros les gusta esto: